Blog

22

Ene 2016

Cómo limpiar las mamparas de ducha


Para limpiar las mamparas de ducha o baño y disfrutar durante muchos años de unas mamparas como nuevas debes limpiarlas siempre solamente con agua y jabón neutro (que tenga un PH neutro) y aclárala con abundante agua.

Utiliza paños de algodón o esponjas muy suaves y nunca utilices utensilios que puedan rallar la superficie: aplicadores abrasivos como por ejemplo estropajos, trapos o esponjas duras.
Tampoco utilices productos de limpieza que no sean de PH neutro como por ejemplo alcohol, lejías, disolventes, salfuman u otros productos con ácidos corrosivos… Éstos productos envejecen y dañan prematuramente perfiles, placas, piezas o superficies acrílicas.

Las mamparas con placas acrílicas no se deben limpiar en seco, ya que puede causar rayas irreparables en la superficie.

En aquellos lugares con agua de dureza media o alta, es recomendable adquirir la mampara con tratamientos antical. Estos se realizan durante el proceso de fabricación y forma una capa transparente imperceptible. Este tratamiento ayudará y facilitará el mantenimiento y limpieza. En estas mampara hay que tener cuidado de no utilizar limpiadores agresivos ya que su uso acaba en muchos casos con la protección que propicia el antical y deja al vidrio desprovisto de la protección facilitando los depósitos de cal y suciedad propia de la ducha como los restos de jabón o champú.


Leave A Comment